El nuevo modelo inmobiliario ‘build to rent’ ha llegado a España para quedarse. El gestor de este tipo de viviendas debe ser capaz de ofrecer servicios de valor añadido adaptados a las necesidades de sus inquilinos. 

Los modelos de vivienda actuales están cambiando en los últimos años y cada vez vemos nuevas fórmulas de alquiler de viviendas, beneficiosas tanto para inversores y promotoras como para inquilinos. En un post anterior hablábamos de los beneficios del coliving o viviendas compartidas y en esta ocasión nos adentramos en el concepto ‘build to rent’. 

‘Build to rent’ o construir para alquilar, es un nuevo concepto de vivienda que surgió en España en 2019 y cuya rentabilidad ha despertado rápidamente el interés de los fondos de inversión. Y es que la inversión en vivienda nueva pensada directamente para el alquiler generó 1.500 millones de euros el año pasado y, teniendo en cuenta que menos del 5% de los pisos en arrendamiento pertenecen a empresas, esta nueva fórmula puede convertirse en el salvavidas para muchos fondos de inversión y promotoras inmobiliarias tras la crisis del coronavirus.

Cómo gestionar viviendas para el alquiler

Parece que el Real Estate ha encontrado la fórmula más efectiva de rentabilidad inmobiliaria y cada vez más, inversores y promotoras, apuestan por los beneficios del ‘construir para alquilar’ como nuevo modelo de negocio inmobiliario. 

Una de las ventajas principales del ‘build to rent’ es que dichas viviendas de alquiler son construidas para este fin, con lo que los inmuebles están pensados, desde la base, para ser alquilados. El perfil del arrendatario suele ser más joven, digital y con necesidades distintas. Busca comodidad y practicidad en su alquiler, agilidad en los trámites y obtener más beneficios más allá de solamente vivir en un piso de alquiler.

Además, estas viviendas, pensadas exclusivamente para ser alquiladas, ofrecen en muchas ocasiones espacios comunes, zonas de ocio, servicios incluidos en el alquiler, espacios de coworking… por lo que la gestión es completamente distinta al de un alquiler de propiedad individual. 

Herramientas de gestión en el ‘build to rent’

Como decimos, en este tipo de viviendas suelen ofrecerse servicios de valor más allá del simple alquiler de la vivienda. Con lo que la gestión debe ser también mayor. Para facilitar las tareas de gestión de alquileres, los property managers tienen a su disposición herramientas que les permiten, por ejemplo, automatizar respuestas ante la comunicación constante del inquilino. 

El software de gestión para Real Estate de EelpTEX cuenta con Inteligencia Artificial que, de forma automática, es capaz de resolver cualquier incidencia con los arrendatarios a través de un chatbot inmobiliario 24/7.  Y no solo eso, sino que recopila datos y crea métricas de control que permiten mejorar los procesos de trabajo de manera más efectiva y sencilla.  Poco a poco, el sistema de Inteligencia Artificial de EelpTEX va conociendo los gustos y necesidades de los arrendatarios y así puede ofrecerle una mejor experiencia de cliente. Crear comunidades que se encuentren a gusto hará que los inquilinos se queden más tiempo. Así de fácil.

La plataforma EelpTEX es un producto modular integrado en Apps para iOS y Android que facilita la descarga a los inquilinos. Se pueden añadir distintas funcionalidades, así que en cuanto el property manager detecta qué necesita el inquilino, puede ofrecerle determinados servicios con valor añadido: opciones de marketplace como seguros, suministros, lavandería, reservas a restaurantes, delivery de comercio de proximidad, …

A partir de ahora, los fondos de inversión y promotoras tienen a su alcance un software de gestión inmobiliaria que les permitirá centrarse en crear viviendas de alquiler de calidad.