Administrar propiedades o edificios comerciales requiere una variedad y cantidad de trabajo considerable. La clave está en saber cómo comunicarse con el inquilino y cómo resolver todas las incidencias en el menor tiempo posible. 

Llaves perdidas, aire acondicionado estropeado o avería al acceder al edificio de oficinas. Todos estos problemas ocurren de forma muy habitual (más de lo que creemos). La clave está en, como gestores de la propiedad, resolver rápidamente dichas incidencias.

Creer que un property manager es capaz de llevar al día todas estas gestiones por sí mismo, es verdaderamente un error. Las incidencias llegan cuando llegan y los inquilinos necesitan respuesta y atención las 24 horas del día los 7 días de la semana. Además, un solo gestor de propiedades no siempre tiene las claves para resolver dichas incidencias en cuestión de minutos, que es lo que en realidad el inquilino reclama. 

Comunicación entre propietario e inquilino 

Ante cualquier incidencia, el inquilino quiere que su avería sea resuelta a la mayor brevedad posible, y el gestor de la propiedad necesita un problema menos sobre su mesa. 

Disponer de un software de gestión de incidencias puede liberarnos de dicha tarea pero, ¿cómo establecer una rápida comunicación entre inquilino y gestor de la propiedad?. A través del software de gestión de EelpTEX, la comunicación se consigue con un sistema efectivo de chatbot, que funciona bajo Inteligencia Artificial. Este bot inteligente es capaz de identificar la categoría de incidencia, poner en alerta a las partes implicadas y dar respuesta inmediata al inquilino. 

La plataforma de experiencia de inquilinos de EelpTEX está basada en algoritmos y es capaz de automatizar respuestas ante la comunicación del inquilino. Así, sabe que si la consulta es “el aire acondicionado no funciona” el bot tratará de darle instrucciones al inquilino para resolver el problema. Si la avería es mayor, el mismo bot abrirá un ticket de incidencias que el inquilino en cuestión podrá consultar en todo momento para conocer el estado de su reparación hasta la resolución total del problema.

Conclusión

Así pues, gracias a una comunicación eficaz hacia nuestros inquilinos, podremos dar respuesta a sus necesidades y requerimientos de gestión para procesos inmobiliarios y comerciales. Y no olvidemos que, a menor tiempo de respuesta, mayor será el grado de satisfacción y los inquilinos percibirán una mejor experiencia de usuario, lo que se convierte, al fin y al cabo, en un cliente contento. Todos ganan.